Pescadores artesanales se gradúan como jardineros de arrecifes coralinos en preparación para las labores de trasplante masivo en San Andrés y Providencia

El pasado 18 y 19 de diciembre se realizaron en San Andrés y Providencia las ceremonias de graduación de los pescadores artesanales del proyecto BanCO2 que están vinculados al programa de restauración coralina a gran escala que viene realizando Corales de Paz en asocio con la Gobernación del Archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina, CORALINA y Conservación Internacional , además de los aliados estratégicos Masbosques, Asobancaria y Bancolombia.

Grupo de pescadores artesanales de San Andrés que se graduaron del programa de capacitación junto con algunos de los representantes de las entidades socias del programa de restauración coralina en el Archipiélago.

Los 28 pescadores artesanales, 13 en San Andrés y 15 en Providencia, del proyecto BanCO2 se graduaron con 160 horas de practica en jardinería de arrecifes coralinos a gran escala. Un programa de capacitación de Corales de Paz y que incluye el desarrollo de habilidades para la construcción, alimentación y mantenimiento de guarderías (o viveros) de coral, y el posterior trasplante de las colonias cultivadas. Todas las actividades de entrenamiento hicieron parte de las jornadas diarias del programa de restauración coralina a gran escala que inicio en el archipiélago en Octubre de 2017.  


Los pescadores recibieron de las entidades socias del proyecto de restauración coralina en el Archipiélago un certificado de cumplimiento del programa de capacitación de Corales de Paz. El cual incluye el desarrollo de habilidades para la construcción, alimentación y mantenimiento de guarderías (o viveros) de coral, y el posterior trasplante de las colonias cultivadas

En un solo año, el programa de restauración coralina a gran escala ha instalado ocho viveros de corales, sembrado más de 13 400 fragmentos de coral de cuatro especies diferentes, y realizado el trasplante de 500 colonias cultivadas en diferentes sitios de las islas de San Andrés y Providencia. De esta manera, se ha convertido en uno de los proyectos más productivos del Caribe. 

El éxito del programa ha sido sin duda gracias a la participación de los pescadores artesanales. Su colaboración y atención ha permitido realizar jornadas efectivas, ágiles y eficaces que contribuyen sin duda al proyecto de restauración, recuperación y rehabilitación coralina en San Andrés y Providencia. Para Dionell Cogollo-Brown, uno de los pescadores artesanales de San Andrés, “el proyecto debe seguir creciendo …cultivar no solo 15 000, si no 20 000 o 25 000 fragmentos, para luego trasplantarlos en las islas y hasta los cayos.”

Las habilidades acuáticas de los pescadores han sido claves para el avance del programa de restauración coralina a gran escala.

El Proyecto BanCO2 consiste en vincular a pescadores artesanales que apoyan las actividades de conservación del ecosistema y por ello reciben un incentivo económico por contribuir a la restauración, rehabilitación y/o recuperación del ecosistema coralino en el archipiélago. Los pescadores artesanales vinculados son raizales del Archipiélago, registrados ante la Secretaría de Agricultura y Pesca de la Gobernación del Archipiélago; cuya técnica principal o habitual, es el buceo libre a pulmón y hacen parte de cooperativas y/o asociaciones de pescadores artesanales con domicilio en el Departamento.

Para su vinculación, los pescadores deben firmar acuerdos voluntarios de conservación donde se comprometen a promover la conservación de los arrecifes, tomando acciones concretas para ello. Estas incluyen la pesca de pez león, la no pesca de pez loro, el respeto a las vedas de pesca, y la asistencia en las actividades de restauración coralina.

Para Corales de Paz, más que realizar las tareas de jardinería el éxito del programa de restauración y de capacitación y la vinculación de pescadores esta en el cambio de comportamiento de los mismos. Dionell afirma que “Aprendimos muchas cosas, aprendimos a cuidar los corales; los vimos crecer desde pequeños…son como nuestros hijos”. Ese sentimiento de apropiación es para Corales de Paz evidencia de un trabajo bien cumplido.

Los pescadores describen que significa para ellos haber participado en el proyecto BanCO2 y el programa de restauración coralina.

La tarea para el 2019 es dura. Este año más de 10 000 corales de las guarderías instaladas habrán alcanzado un tamaño optimo y deberán ser trasplantados en diferentes puntos de San Andrés y Providencia. Para lograrlo, esperamos seguir contando con los mismos pescadores capacitados y extender la invitación y capacitación a buzos voluntarios.

About Author

client-photo-1
Corales de Paz
Equipo editorial de Corales de Paz.

Comentarios

Deja un comentario